Jesulín de Ubrique y su polémica actitud hacia sus hijas

Parece que Jesulín ha decidido seguir con sus proyectos en el mundo de la televisión. Tras su participación en Dos parejas y un destino en TVE, el torero se ha lanzado a participar en el programa de Antena 3 El Desafío. Después de un largo rodaje, el torero ha permanecido en la capital y levantado mucho polvo en los platós, donde su ex, Belen Estéban, no se ha cortado ni un pelo a la hora de comentar su actitud como padre. 

Resulta que sus dos hijas, Andrea Janeiro Esteban y Julia Janeiro Campanario, viven en Madrid, pero su padre no ha aprovechado su estancia en la capital para visitarlas en ningún momento.

El único comentario que Jesulín de Ubrique ha realizado al respecto es que la situación actual derivada de la pandemia limita sus movimientos y que su contrato no le permite desplazarse nada más que por trabajo.

A lo largo de todos estos años hemos podido ver lo que nos han dejado ver, pero no hay dudas de que Jesulín nunca ha sido un padre que haya participado al cien por cien en la vida de sus dos hijas, procedentes de diferentes matrimonios. 

Por una parte puede parecer raro, ya que son sus hijas. Pero por otra, es evidente que su relación con su primogénita, Andrea, no es ideal. El torero nunca ha llegado a tener un trato muy cercano con la hija que comparte con Belén Esteban debido, naturalmente, a los conflictos públicos que han tenido lugar entre sus padres. 

La estrecha relación entre Julia y su padre

Caso distinto es el de Julia Janeiro, fruto de su relación con María José Campanario. Pese a ser su hija más querida y haber cumplido recientemente 18 años, hasta ella se quedó sin una visita en esta ocasión.

La dinámica entre ambos apenas ha trascendido en los medios, aunque la joven influencer ha llegado a publicar una foto con su padre en las redes sociales en la que se intuía la existencia de una tierna relación entre ambos. La joven llegó a utilizar esa misma foto como portada, lo que sigue llamando la atención de sus nuevos seguidores.

Andreíta, siempre con su madre

La hermana mayor de Julia no puede presumir de este privilegio. La hija de Belén Esteban siempre ha estado apartada de la familia de su padre. A pesar de los intentos por mantener la relación, apenas hay imágenes de padre e hija juntos.

Andreíta parece ser una chica madura, fuerte y agradecida a su madre. El pasado Día del Padre le felicitó a ella con una foto suya de pequeña y una frase conmovedora en la que mostraba su agradecimiento por ser la mejor mamá y papá del mundo.

Только что написал(а)
смотреть
author
пишет сообщение